No SESSION
La peligrosa Escherichia coli | Al cuidado de la vida

Gracias

por ponerte en contacto
con Al Cuidado de la Vida

Gracias

por suscribirte al Newsletter

T TEMAS

La peligrosa Escherichia coli

16 de Marzo de 2017

La peligrosa Escherichia coli

La Escherichia Coli es una bacteria que habita en el intestino de humanos y animales y cuando provoca una infección, ésta suele presentar síntomas leves, que se curan por sí mismos sin a veces ser siquiera diagnosticada la enfermedad.

Sin embargo, en algunos de los casos la infección desencadena la producción de una sustancia conocida como Shiga, que afecta a los glóbulos rojos, pudiendo causar hemorragias y afectando la función renal.

Esto se debe a que existen muchas cepas de E. coli, resultando inofensivas la mayoría de ellas. Pero existe una cepa, conocida como E. coliO157:H7, que produce la toxina Shiga, que puede derivar en graves enfermedades, como el Síndrome Urémico Hemolítico, que lleva al fallo renal.

E. coliO157:H7 se propaga a través de la contaminación de los alimentos, que luego son consumidos por los humanos. Entre ellos, la carne es una de las principales vías de infección, sobre todo cuando se encuentra picada o no es suficientemente cocinada.

También puede contraerse a través de la leche no pasteurizada, (dado que la bacteria habita en las ubres de las vacas) o vegetales crudos que no fueran adecuadamente lavados.

Esta bacteria puede propagarse también a través del agua contaminada, piscinas, lagos, así como a través de personas que no se lavan adecuadamente las manos luego de ir al baño y tocan objetos, contaminándolos.

Síntomas

El periodo de incubación es de entre 24 y 72 horas aproximadamente. Luego se manifiestan los primeros síntomas, que habitualmente incluyen dolores abdominales y diarrea intensa, que puede estar acompañada de sangre. No suelen presentarse vómitos o fiebre.

En la mayoría de las infecciones por E. coli, la enfermedad tratada correctamente termina en pocos días y no deja secuelas. No obstante ello, las poblaciones más vulnerables como niños pequeños y ancianos pueden desarrollar una complicación grave llamada síndrome hemolítico urémico, que afecta los riñones y puede derivar en la muerte del paciente.

El tratamiento de esta enfermedad consiste en mantener controlados los síntomas de la enfermedad, como la deshidratación  y alteraciones de electrolitos que provoca la diarrea, así como los problemas renales.

Los antibióticos no han resultado eficaces en el tratamiento de la infección, ya que el daño es causado por la toxina que emite la bacteria y no por ésta en sí misma.

La mejor forma de prevenir la enfermedad consiste en lavarse muy bien las manos luego de utilizar el baño y no tocar nada después de haberlo hecho si se trata de un baño público; consumir solamente leches y jugos que hayan sido pasteurizados; cocinar la carne a una temperatura superior a 70° y evitar la contaminación cruzada; limpiar con agua y jabón las superficies que hayan estado en contacto con carne cruda y verduras luego de cocinar; beber agua de fuentes seguras; lavar bien las verduras que vayan a consumirse crudas.

http://www.webconsultas.com/dieta-y-nutricion/intoxicaciones-alimenticia...

Artículos relacionados