No SESSION
Actividad física y salud cardiovascular | Al cuidado de la vida

Gracias

por ponerte en contacto
con Al Cuidado de la Vida

Gracias

por suscribirte al Newsletter

T TEMAS

Actividad física y salud cardiovascular

14 de Marzo de 2017

Actividad física y salud cardiovascular

Es un hecho probado por la investigación científica que la actividad física regular es de gran ayuda para proteger a las personas de las principales enfermedades crónicas, como la hipertensión, diabetes tipo 2, obesidad, enfermedades del corazón, accidente cerebrovascular, deterioro cognitivo, cáncer, e incluso estados depresivos. Ninguna otra intervención o tratamiento aplicado de forma aislada se asocia con una gama tan diversa de beneficios.

Dado el envejecimiento de la población y elevado nivel de sedentarismo, el Dr. Michael J. Blaha del Centro para la Prevención de la Enfermedad Cardíaca Johns Hopkins- Ciccarone, en Baltimore, EE.UU, se propuso llevar adelante un estudio que evalúa el impacto de las diferencias en la capacidad para realizar ejercicio, asociadas a la edad de los participantes, así como su evolución clínica a largo plazo.

El estudio retrospectivo incluyó a 57.085 pacientes sin enfermedad coronaria establecida o insuficiencia cardíaca, de una edad media de aproximadamente 53 años. Se realizó un seguimiento durante diez años, con evaluaciones periódicas acerca de la capacidad funcional mediante la realización de pruebas de esfuerzo, estableciéndose parámetros asociados a la capacidad de ejercicio para cada edad.

Como era de esperarse, el estudio demostró que la capacidad de realizar ejercicio disminuía con la edad. Pero reveló también que una mayor capacidad de ejercicio se vinculaba fuertemente a una mayor expectativa de vida.

En efecto, la capacidad de ejercicio asociado a la edad biológica es un predictor de supervivencia más fuerte que la edad cronológica de la persona. Incluso en las edades más avanzadas, la buena capacidad de ejercicio constituye un poderoso predictor de la supervivencia del paciente.

Esto revela la importancia de desarrollar una buena capacidad de ejercicio en pacientes de todas las edades, por supuesto acorde a la capacidad de cada rango etario.

Los resultados del estudio refuerzan la importancia de mantenerse en forma y realizando actividad a diario sin importar la edad que se tenga.
La actividad física constituye una herramienta poderosa en la prevención de enfermedades cardiovasculares. Y el que las personas calculen su edad biológica en función de su capacidad de realizar ejercicio puede ser una forma útil de renovar la motivación y comprender la importancia de realizar actividad física en todas las etapas de la vida.  

http://secardiologia.es/multimedia/blog/6998-ejercicio-predictor-supervi...

 

Artículos relacionados