No SESSION
¿Con qué frecuencia debe visitar mi hijo al dentista?

Gracias

por ponerte en contacto
con Al Cuidado de la Vida

Gracias

por suscribirte al Newsletter

T TEMAS

¿Con qué frecuencia debe visitar mi hijo al dentista?

5 de Enero de 2017

¿Con qué frecuencia debe visitar mi hijo al dentista?

La temida caries dental no es el único motivo por el que los más pequeños deben acudir a la consulta del odontopediatra.

El dentista realizará un seguimiento minucioso de los cambios en la salud oral de su hijo, detectando la necesidad de flúor adicional, selladores o modificaciones que sea necesario efectuar en la dieta. A su vez, pueden ser detectados problemas que requieran ortodoncia y sugerir tratamiento para los dientes a medida que van creciendo en la boca.

Hay niños que necesitarán visitas incluso más regulares, debido a que presentan un mayor riesgo de caries dental o presentan patrones de crecimiento inusual o mala higiene oral.

La limpieza profesional que realiza el odontólogo elimina los posibles residuos acumulados en los dientes, evitando la inflamación de las encías y aparición de caries. Los tratamientos con flúor ayudan a fortalecer el esmalte dental disminuyendo la incidencia de caries dental.

Las instrucciones que el odontólogo da a su pequeño mejoran su habilidad en el cepillado contribuyendo en su salud bucodental de toda la vida.

¿Qué ocurre en una visita al odontopediatra?

El odontólogo comenzará por revisar la historia clínica de su hijo y luego examinará con cuidado los dientes, tejidos y mandíbulas del niño en busca de caries y lesiones.

Si no encuentra caries, probablemente realice una limpieza profunda y pulido de los dientes, aplicando finalmente una solución fluorada para protegerlos.

El odontólogo no sólo hablará con usted sobre la salud bucal de su hijo, sino que también le explicará a él, con palabras adecuadas a su edad, cómo debe realizar la limpieza diaria de su boca, asumiendo la responsabilidad de su salud bucal.

Las directrices de la Academia Americana de Odontología Pediátrica recomiendan realizar radiografías sólo cuando sea necesario para proteger la salud dental de los niños, como por ejemplo para diagnosticar anomalías serias, o para el tratamiento de ortodoncias. En cualquier caso, el dentista discutirá con usted la necesidad de tomar la radiografía antes de hacerlo.

Además de llevar a su niño a los controles regulares, puede ayudarlo a disfrutar de una buena salud dental tomando los siguientes recaudos:

  • Controle los refrigerios frecuentes.
  • Asegúrese de que el niño se cepille con flúor, al menos, dos veces al día.
  • Incentive a su hijo para que utilice hilo dental, por lo menos una vez al día.
  • Consulte con el odontólogo infantil la necesidad de usar selladores.
  • Consulte con el dentista si es adecuada la cantidad de flúor que está recibiendo el niño a través del agua potable o suplementos.

 

Fuente: digital.ipcprintservices.com

Artículos relacionados