No SESSION
Respuestas a posibles dudas acerca de las vacunas

Gracias

por ponerte en contacto
con Al Cuidado de la Vida

Gracias

por suscribirte al Newsletter

T TEMAS

Respuestas a posibles dudas acerca de las vacunas

22 de Febrero de 2017

Respuestas a posibles dudas acerca de las vacunas

  1. ¿Cómo funcionan las vacunas?  La inmunización que confieren las vacunas se genera a raíz de la introducción de patógenos en el organismo, que hacen que el sistema inmunológico cree los anticuerpos para combatirlos. La vacuna introduce una versión del patógeno muerto, debilitado o parcial. De este modo, usted al recibir una vacuna obtiene inmunidad futura contra la enfermedad, sin haberla contraído.

Las vacunas contra bacterias pueden contener una forma de la bacteria misma, o una forma modificada de una toxina generada por la bacteria.

  1. ¿Por qué no todas las vacunas son 100% eficaces? Los sistemas inmunológicos de cada persona son diferentes, y puede ocurrir que algunos de ellos no generen la respuesta esperada. En consecuencia, la protección no será efectiva tras la vacunación. Sin embargo esta circunstancia es excepcional, siendo las vacunas de alta efectividad.
  2. ¿Por qué hay tantas vacunas? Las inmunizaciones más comunes comprenden vacunas contra 14 enfermedades, entre el nacimiento y los 6 años de los niños. Cada una de ellas pueden tener derivaciones graves o incluso causar la muerte, y podrían resurgir rápidamente entre poblaciones no vacunadas, aun cuando se consideraban erradicadas.
  3. ¿Es mejor la inmunidad natural que la inmunidad adquirida por las vacunas? En ocasiones la inmunidad natural es más prolongada que la provista por las vacunas, sin embargo los riesgos de contraer la enfermedad para adquirir dicha inmunidad, superan ampliamente a los que implica cada vacuna recomendada. En efecto, vacunas contra Hib (Haemophilus influenzae tipo b) y tétanos en realidad brindan una protección más eficaz que la infección natural.
  4. ¿Por qué algunas vacunas requieren refuerzos? Algunas vacunas ofrecen inmunidad a largo plazo sólo con una dosis, mientras que otras necesitan de refuerzos para mantener la inmunidad. Investigaciones recientes sugieren que esta circunstancia podría depender de la velocidad del avance de una enfermedad en el organismo. Los refuerzos actúan como un recordatorio para el sistema inmune.
  5. ¿Por qué nos vacunamos contra una enfermedad leve como la varicela? La varicela parece una enfermedad leve, e incluso se organizan “fiestas de la varicela” para que los niños se contagien. Sin embargo antes de la vacunación contra la varicela, exponer a un niño a la varicela silvestre lo pone en riesgo de padecer un caso grave de la enfermedad, que podría resultar mortal.
  6. ¿Podemos contraer la enfermedad después de recibir la vacuna? ¿Por qué algunas vacunas tienen patógenos vivos y otras patógenos muertos? Las vacunas que utilizan patógenos muertos o sólo una parte de los mismos, no puede provocar la enfermedad. Las que utilizan patógenos atenuados, podrían replicarse (aunque no correctamente) o mutar y provocar la enfermedad. Las vacunas vivas atenuadas generan una inmunidad más prolongada que las vacunas muertas, por lo que éstas últimas suelen necesitar refuerzos para mantener la inmunidad. No obstante, las vacunas muertas no pueden provocar la enfermedad y son más estables para almacenarse. Sopesando estas ventajas y desventajas es que se decide qué tipo de vacuna es utilizada en cada enfermedad en particular.
  7. ¿Por qué hay una nueva vacuna contra la gripe cada año? Cuando gran cantidad de las personas que conforman una comunidad son vacunadas contra una enfermedad, es difícil que ésta adquiera fuerza dentro de la comunidad, protegiendo también a quienes no pueden recibir vacunas (como recién nacidos y personas con enfermedades crónicas), y disminuye las posibilidades de un brote.

Fuente: historyofvaccines.org

Artículos relacionados